OLYMPUS DIGITAL CAMERA

Impulso al envío de cordero por la Fiesta del Sacrificio aunque Libia apenas compra

Publicado por: EFEAGRO/Juan Javier Ríos 6 de julio de 2022

El comercio español de corderos vivos con la comunidad musulmana para celebrar la Fiesta del Sacrificio, que arranca este sábado, se ha impulsado este año gracias a una gran demanda en Jordania y Arabia Saudí que ha servido para tapar el agujero de compras dejado por Libia.

El gerente de la compañía Bovisa, Sebastián Hernández, ha informado a Efeagro que han vendido unos 100.000 corderos a Arabia Saudí y a Jordania, especialmente a este último destino.

Unas operaciones que se ejecutaron además con antelación, desde finales de abril.

En todo caso, ha sido cuna campaña "muy rara" porque a Libia sólo se han mandado unos "2.000-3.000 corderos".

Achaca el caso libio al encarecimiento del cordero en origen, dada la carestía del proceso de engorde, y al hecho de que ese país "no tiene capacidad" económica ahora para asumir esto.

De hecho, cree que las compras las han hecho a Sudán para encontrar mejores precios.

El director general de la Agencia Marítima Blázquez, Javier Sánchez, que opera desde el puerto de Cartagena, ha confirmado a Efeagro esa tendencia de comercio hacia Jordania y Arabia Saudí en detrimento de Libia.

La caía libia ha sido superada porque gracias a las compras de los otros dos países esta agencia ha conseguido enviar un 80 % más de cordero que el mismo período del año anterior.

Han salido unos 45 barcos a Jordania, Arabia Saudí y en menor medida a otros destinos como Egipto, algunos de ellos de gran tamaño con capacidad para entre "15.000-25.000 corderos".

Imagen de archivo. Los propietarios de una carnicería "halal" preparan corderos sacrificados mediante este rito, ahora en evaluación para obtener la etiqueta ecológica. Foto: EFE/Robin Townsend.
Imagen de archivo. Los propietarios de una carnicería "halal". Foto: EFE/Archivo. Robin Townsend.

También achaca a la economía libia ese fenómeno de caída de las compras por lo que sus comerciantes han optado por carne de "mucha peor calidad" en países que "tienen a mano y a un precio más asequible".

Es una tendencia que ya se marcó también el año pasado porque en julio, mes en el que se celebró la Fiesta del Sacrifico, Jordania lideró las compras de cordero vivo a España con 1,46 millones de kilos adquiridos frente a Libia, con 480.000 kilos.

El año pasado Arabia Saudí también capitaneó ese mercado pero, en este caso, adelantó las compras a junio cuando adquirió 1,78 millones de kilos de cordero vivo en el mercado español.

Secciones : Ganadería