Vista de Lisboa. EFE/Manuel De Almeida.

Vista de Lisboa. EFE/Manuel De Almeida.

Por río y por mar

Nuevas formas de acercarse a Portugal

Publicado por: Ana Aranda Menéndez 25 de septiembre de 2013

Un vehículo anfibio, capaz al mismo tiempo de recorrer las calles de Lisboa y de navegar por el Tajo, es la nueva apuesta para promover el turismo en la capital portuguesa. Sin embargo, no es el único argumento para visitar Portugal, que ha lanzado una campaña de "Surf para Viejos".

Durante su funcionamiento como autobús, este nuevo medio de transporte anfibio recorre puntos clave de la ciudad como la Plaza del Marqués de Pombal, la Plaza del Comerço, la Avenida da Liberdade o la Rua da Prata.

Ya en el agua, la perspectiva terrestre se completa con una panorámica fluvial, acompañada de la pieza "Así habló Zarathustra" compuesta por el alemán Richard Strauss, que discurre junto a clásicos monumentos como la Torre de Belem o la moderna arquitectura de la Fundación Champalimaud.

Además, el recorrido incluye otros espacios menos conocidos como la localización del reloj que marca la hora oficial de Portugal.

Una hora sobre tierra y media en el estudario del Tajo permiten recorrer los puntos turísticos más conocidos de Lisboa

Estas visitas tienen una duración de hora y media -sesenta minutos sobre tierra y treinta en el estuario del Tajo- y son resultado de una idea, importada por su propietario desde Boston (EEUU), que se desarrolló como parte de un máster realizado en la Universidad de Harvard y se terminó por materializar en mayo de este año.

La empresa promotora ofrece también la posibilidad de utilizar este medio de transporte tan diferente a los tradicionales para eventos especiales, siempre que sea fuera del horario de las visitas turísticas que se ofrecen entre las 10 de la mañana y las 6 de la tarde.

Un vehículo único

Con diez toneladas de peso y capacidad para transportar a unas 40 personas, estas peculiares visitas turísticas garantizan la diversión y la aventura para todo tipo de público, tal como explicaron a Efe fuentes de la empresa organizadora.

Los precios oscilan entre los 25 euros para los adultos y los 15 del billete infantil.

La singularidad de este medio de transporte dilató 53 meses el estreno del automóvil anfibio, debido a la complejidad de los permisos necesarios para su puesta en marcha. Después de todo ese tiempo, se cifraron en más de 100.

A eso hay que añadir que cada uno de sus conductores precisan de cinco permisos, entre carnés de tierra y mar.

La experiencia ha tenido tanto éxito que sus impulsores ya planean exportarla a otras ciudades como Oporto

Las visitas se realizan con guías tanto en portugués como en inglés aunque, según indican desde la empresa Hippotrip, por ahora el 95 por ciento de sus clientes son nacionales, lo que les ha llevado a desarrollar campañas para atraer a más a turistas extranjeros.

Durante estos primeros meses de actividad, la afluencia de pasajeros ha ido en ascenso con un total de 1.700 clientes en el mes de julio, cifra que alcanzó más del doble en agosto.

En la actualidad, en Hippotrip cuentan con un único autobús-barco en funcionamiento, aunque esperan poner disponer de hasta cuatro de estos vehículos fabricados en Estados Unidos y que ya circulan por otros países como Japón, Dubai o Corea del Sur.

En Portugal, su objetivo es exportar en breve esta iniciativa a otras ciudades, como Oporto.

Surf para mayores

Otra de las novedades turísticas de Portugal es la campaña "Surf para Viejos", una iniciativa del pueblo de Lourinhã, que huye de los tópicos del surf como un deporte vinculado a cuerpos esculturales y jóvenes en plena forma, y defiende que el arte de domar las olas puede ser también el divertimento de los más mayores.

Más de 6.000 practicantes de este deporte entran cada año en las seis escuelas de surf de esta villa del centro del país, situada a unos 60 kilómetros al norte de Lisboa.

Pero el ayuntamiento de la localidad consideró que necesitaba buscar nuevos mercados potenciales ante la estacionalidad de este turismo, practicado preferentemente en verano, señala en un comunicado.

Un surfista en plena acción. Foto: Turismo de Portugal

Bajo el nombre de "Surf para kotas" (Surf para viejos), la campaña pretende ampliar la franja de edad de sus visitantes y posibilitar la práctica del deporte "en un ambiente propicio para un aprendizaje relajado".

La iniciativa espera atraer a los primeros turistas el primer fin de semana de octubre con paquetes especiales que incluyen alojamiento, clases de surf y visitas a los atracciones turísticas de la zona.

La costa de Portugal, con más de mil kilómetros de extensión, se ha convertido en los últimos años en una meca del surf europeo gracias en parte al reconocimiento internacional y a la promoción turística de este deporte.

En 2011 Portugal ganó más fama al recibir el máximo premio de la organización Save The Waves y por la hazaña del surfista hawaiano Garrett McNamara, que batió el récord Guinness al deslizarse sobre una ola de casi treinta metros de altura.

El año pasado otra popular campaña lanzada por Turismo de Portugal dio la oportunidad a los amantes de este deporte de viajar al país a surfear y si encontraban un mar demasiado tranquilo durante tres días seguidos, les regalaban el vuelo y el hospedaje.

Secciones : El mundo Turismo
Corus Consulting

15 años de experiencia en tecnologías de alto valor añadido. Presencia internacional en España, México, USA, Colombia, Perú, Chile y Filipinas.