La "operación despensa" post-verano demanda más productos frescos Foto: Efeagro

Lineal de un supermecado con yogures. Efeagro.

La industria alimentaria urge una solución a la huelga de transportes para evitar el desabastecimiento

Publicado por: EFEAGRO 16 de marzo de 2022

La industria alimentaria ha pedido al Gobierno la coordinación entre los ministerios de Agricultura, Interior y Transportes para alcanzar una "solución urgente" a la huelga que "evite el desabastecimiento y la consecuente paralización de la actividad, así como el escrupuloso respeto a la legalidad".

La Federación de Industrias de la Alimentación y Bebidas (FIAB) ha alertado este miércoles a través de un comunicado de los "graves problemas" en el funcionamiento de la cadena alimentaria derivados del bloqueo en algunas carreteras con motivo de la huelga de transportes convocada desde este lunes.

Esta patronal ha lamentado los "numerosos incidentes" debido a los cortes que están impidiendo la entrada y salida de vehículos de empresas, centros logísticos y explotaciones suministradoras de materias primas.

Se está dificultando así la recogida de mercancías indispensables para el funcionamiento de la industria de alimentación y bebidas y, por tanto, de toda la cadena alimentaria, ha subrayado la industria.

Este sector mantiene una "especial preocupación" con las limitaciones en el transporte de productos frescos, pues muchos de ellos son "altamente perecederos" y su caducidad "amenaza con una pérdida irreparable del producto, así como la paralización de las empresas por falta de stock".

Una caravana de camiones ha recorrido este miércoles las calles de San Sebastián. EFE/Javier Etxezarreta

Además, hay "inquietud" dentro de la industria por las restricciones en las cargas de animales, que están dejando a los mataderos con una actividad mínima y la consecuente amenaza de desabastecimiento.

El director general de la FIAB, Mauricio García de Quevedo, ha denunciado que "si no se están respetando los servicios mínimos y se limita la libre circulación de vehículos, toda la cadena verá mermada su capacidad productiva".

A su juicio, esto conllevará "incalculables pérdidas económicas y sociales para las empresas" y, además, perjudicará al consumidor que "no podrá acceder a muchos productos".

FIAB ha señalado que hay casos en los que se está utilizando la fuerza para impedir la actividad empresarial voluntaria y, por ello, ha hecho un llamamiento para que las fuerzas de seguridad puedan garantizar la libertad de movimiento y a la responsabilidad para que "el derecho de huelga no implique la obstaculización de la producción de alimentos y bebidas".

Esta producción, según han recordado, ya está tensionada debido al conflicto por la invasión de Ucrania y la crisis energética.