Reserva Riet Vell, en Tarragona. Foto: Juan Carlos Cirera, cedida por SEOBirdlife.

Reserva Riet Vell, en Tarragona. Foto: Juan Carlos Cirera, cedida por SEOBirdlife.

turismo ornitológico

Los 5 mejores destinos para admirar aves en otoño

Publicado por: EFETUR / LUCÍA R. SIMÓN 8 de octubre de 2015

El turismo ornitológico sigue apuntando fuerte en el segmento de las escapadas naturales. Si eres de los que nunca olvidas incluir en tu maleta las botas y los prismáticos, para este otoño te hemos preparado una selección de propuestas de viaje para disfrutar del vuelo de las aves.

De la mano de los profesionales de la Organización ecologista SEO BirdLife, hemos preparado cinco escapadas muy interesantes en este tiempo. Los especialistas aseguran que estas fechas son uno de los "puntos fuertes" del avistamiento de aves, también conocido como Birdwathching, pues las "aves vuelan del centro y norte de Europa hacia sus cuarteles de invernada en el Sur de Europa y África".

Entonces, España se llena de miles de aves que realizan sus migraciones, buscan zonas de descanso, a las que se suman los pájaros que vienen para pasar aquí el invierno y las que están todo el año. Con estas premisas, hemos hablado con SEOBirdlife y estos especialistas nos recomiendan estos destinos.

 Las lagunas de Gallocanta en Teruel

Se encuentran entre las tierras del Jiloca y Daroca, en un páramo situado a más de 1.000 metros de altitud y es, según Turismo de Aragón, "la mayor laguna endorreica de la Península y el principal humedal salino de Europa occidental".

La laguna acoge diversas especies de aves acuáticas pero el espectáculo más vistoso se lo deben a unos "vecinos temporales", la grulla común, que elige esta laguna para hacer un alto en el camino durante sus viajes migratorios. Así, cada otoño y al comenzar la primavera, arriban en ordenadas formaciones. Se han llegado a contabilizar hasta 60.000 ejemplares.

Para conocer todos detalles de esta laguna existe un Centro de Interpretación entre los municipios de Bello y Torno, así como rutas y miradores.

Puedes hacer coincidir la escapada con las jornadas micológicas previstas para la segunda semana de noviembre o con el trofeo de cetrería "Antiguo Reino de Aragón" que se celebrará el 21 de ese mismo mes.

Y es que volver a la Edad Media es fácil en esta zona donde se encuentra, por ejemplo, el municipio de Daroca (Zaragoza) con muralla, antigua judería y casas señoriales como el Palacio de los Luna. Para entender lo que supuso el mudéjar en España, se recomienda un paseo por las localidades del entorno de Daroca como Longares, Paniza, Encinacorba, Mainar, Herrera de los Navarros o Romanos.

 El Delta del Ebro

Según SEOBirdlife es un buen lugar para observar aves migratorias y, en su web Iberaves, habla de una "zona sin parangón" por su importancia para la reproducción de láridos y charranes y que cuenta con la mayor población de gaviota de Audouin en el planeta, con más de 10.000 parejas reproductoras, lo que supone "más de dos tercios de los efectivos mundiales". Acoge también gaviota picofina, los charranes patinegro y común, y la única de gaviota sombría del litoral mediterráneo. Además, es la principal área de invernada ibérica para la gaviota cabecinegra y hay unas 2.000 parejas de los espectaculares flamencos.

Con este recomendación coinciden diferentes operadores y guías sobre la zona como la Trotamundos Cataluña, que sitúa el Parc Natural de Delta de l'Ebre como una de las mejores escapadas en esta comarca. En concreto, en esta publicación hablan de 400 especies censadas, desde espátulas garzas al aguilucho lagunero y aconsejan ir después de la cosecha, entre los meses de septiembre y octubre.

El Delta del Ebro supone en conjunto un lugar ideal para las escapadas naturales, con alternativas como la Vía Verde -con un recorrido de 50 kilómetros que une Tortosa con Arnés-Lledó- visitas como la de las Coves Meravelles o municipios como el de tranquilo Miravet. Otra visita de interés, en Trotamundos recomiendan el Celler del Pinel, una bodega modernista con fachada de azulejos, financiada por los viticultores de la región que realizó un discípulo de Gaudí, Cèsar Martinell, que la terminó en 1917.

 Los collados de Ibañeta y Lindux en Navarra

Los especialistas de la organización SEOBirdlife aseguran que es un gran lugar para observar el paso migratorio de algunas especies por el Pirineo Occidental, un espectáculo natural muy especial cuando el otoño colorea la zona de Irati.

Cigüeña blanca. Foto: SEOBirdLife
Cigüeña blanca. Foto: SEOBirdLife 

La sección de Observación de Aves de Turismo de Navarra detalla que los collados de Ibañeta y Lindux se sitúan al fondo del valle de Valcarlos (extremo sur) y recogen el flujo de aves migradoras que enfilan dicho valle de Norte a Sur.  Entre las aves características de la zona, nada más y nada menos que algunos de los "grandes" de la avifauna ibérica como el quebrantahuesos, el buitre leonado o el águila real, entre muchos otros. Allí hibernan otras especies y, además, se puede observar el paso de otras bellas especies como el cormorán grande, la garza real, la cigüeña negra o blanca o diferentes especies de aguiluchos, palomas, grullas o mirlos.

En la guía Anaya Touring nos dan más pistas sobre este lugar, como que en este alto se encontraba un hospital de peregrinos y que ahora se puede encontrar el monumento a Roldán y la ermita de El Salvador. Allí se conmemora la célebre batalla del año 770 entre francos y navarros que dio origen a la Canción de Roldán (Siglo XII).

 Tarifa, en el Estrecho de Gibraltar

Para SEObirdlife es "un lugar emblemático" para ver el paso de aves por el Estrecho de Gibraltar desde finales de verano hasta mediados de otoño. En su web hablan de que el Estrecho es uno de los escenarios "de los más importantes trasiegos anuales de aves planeadoras en toda Europa" entre los que se encuentran "varios cientos de miles de rapaces y unas cien mil cigüeñas blancas, que se concentran aquí para dar el salto entre continentes".

Tarifa es una de las localidades con una personalidad más marcada de España debido, por supuesto, a su posición geográfica "fronteriza" con el continente africano y su climatología, con tanto sol como viento. Para completar la escapada pajarera, hemos consultado la Lonely Planet Andalucía que recomienda visitas patrimoniales, como el Castillo de Guzmán o el Mirador del Estrecho. Pero sus posibilidades son muy variadas, pues van desde la práctica de deportes acuáticos como el windsurf y el kitesufr, el submarinismo, el avistamiento de ballenas, el disfrute de sus playas kilométricas o la degustación de la gastronomía de la zona.

 Estaca de Bares, en Galicia

Definido por SEO Birdlife como "uno de los mejores lugares europeos para ver aves marinas desde la Costa". La punta de Estaca de Bares está declarada Sitio Natural de Interés Nacional. Constituye una de las principales marismas del noroeste ibérico con gran interés ornitológico pues es un "paso muy notable" de pardelas, alcatraces, págalos, charranes, alcas y otras aves marinas, mientras que en sus acantilados e islotes crían el paíño europeo, el cormorán moñudo, la gaviota patiamarilla y, ocasionalmente, la gaviota sombría.

Las Rías de Cerdeira y Ortigueria acogen multitud de atractivos más, como el puerto de Bares, el más septentrional de la península con su muelle de "bolos" de la Edad de Bronce. Según la guía Anaya Touring se ha habilitado una ruta de senderismo de siete kilómetros que recorre las Riberas del Sor y que lleva hasta la mayor plantación de camelios. Al oeste del activo puerto de Ortigueira, destaca la ermita de San Xián do Trebo. Muy recomendable, según esta guía, la vista desde el faro de Cabo Ortegal.