Ejemplares de variedad de mandarina Nadorcott. Efeagro/CLUB

VARIEDADES VEGETALES

El Club de Variedades Vegetales Protegidas subraya la rentabilidad de la mandarina Nadorcott

Publicado por: EFEAGRO 17 de diciembre de 2020

Nadorcott es una mandarina tardía, presente de enero a abril, con un elevado rendimiento por árbol y sostenible por su menor necesidad de agua, según el CVVP, entidad que en la actualidad agrupa a más de 1.000 agricultores, envasadores y productores de esta variedad vegetal protegida.

La mandarina Nadorcott fue la primera que gestionó el Club, y de ella remarcan que es una "variedad que goza de un gran prestigio en el mercado" y ha "mantenido durante años unos precios en el mercado significativamente más elevados".

Todo ello, en su opinión, ha hecho posible "transformar explotaciones agrícolas, seguir con el desarrollo y hacer que los agricultores vuelvan a disponer de un reconocido dinero, al final de una larga y dura campaña". Además, se considera una alternativa de la variedad Fortuna, afectada por el hongo Alternaria.

Continuidad del sector

Sus datos de aforo consultados por Efeagro para la campaña 2020-2021 prevén 215.539 toneladas en las zonas productoras de Tarragona, Comunidad Valenciana, Murcia, Andalucía y Portugal; la cifra definitiva de la cosecha en la campaña anterior fue de 213.526 toneladas.

La Comunidad Valencia y Tarragona suponen el 41,6 % del total; Andalucía y Portugal, el 43 %, y Murcia, el 15 %.

Para el CVVP, Nadorcott "permite la continuación" del sector, por el rendimiento económico y el empleo que genera, ya que su desestacionalización hace además que sus productores ocupen el mercado en la temporada tardía con "altos precios que dan a cierre beneficios en el campo".

Ramas de fruto de mandarina Nadorcott. EFEAGRO/CVVP

Desde el Club, sin ánimo de lucro y que nació en 2008, han recordado que su objetivo es ofrecer variedades que valorizan y ponen el foco en la calidad, que en el caso de la Nadorcott sitúan en que es auto-incompatible (no produce semilla si no hay polinización cruzada), en sus características de color, zumo (en torno al 60 %) y facilidad de pelado, y en su frucificación.

En este último aspecto, fuentes de la entidad han señalado que es "característica y se produce con un elevado número de flores solitarias que, al cuajar fácilmente, da lugar a la formación de impresionantes ramas repletas de mandarinas".

Han añadido que, de acuerdo a sus datos, el árbol "trabaja, rinde y es más vigoroso que otras variedades", gracias a su genética", que se traduce en un volumen elevado de producción y frutos que tienen un calibre entre 55 y 68 mm y un peso medio de 70-90 gramos. Su época de maduración se sitúa a mediados de enero y puede conservarse bien en el árbol hasta abril, lo que para el Club "asegura una temporada larga y con frutos de excelente calidad".

El Club es quien realiza su gestión varietal, a través de un acuerdo realizado en 2009 con su licenciatario, y vela por la legitimidad de la producción una fruta que señala como la mandarina "más rentable y atractiva en términos visuales y organolépticos".